BogotáJudicial

Imputado maltratador de Peter, el perro que perdió un ojo a causa de un disparo en Zipaquirá

El pasado 6 de marzo, Pedro Juan Casas Ortegón, al parecer, disparó un arma de fuego contra Peter, un perro en estado de calle del Barrio Santa Isabel en Zipaquirá y quién era alimentado por la comunidad.

Luego del ataque, la comunidad realizó el llamado a la Fundación Bulls Colombia siendo ellos quienes auxiliaron a Peter trasladándolo el 7 de marzo a la Clínica Veterinaria Vet Chía, allí se conoció el pronóstico del canino, donde lastimosamente perdió su ojo derecho, consecuencia del acto violento hacia su integridad.

Peter luego de su recuperación. Foto: Fundación Bulls Colombia.

- Publicidad -

Lea también: Peter, el perro que perdió un ojo a causa de un disparo en Zipaquirá

Tras 6 meses del lamentable suceso, Fiscales del Grupo Especial para la Lucha contra el Maltrato Animal (Gelma) presentaron ante jueces de control de garantías a este sujeto que, en un acto de intolerancia, atentó y causó la pérdida de un ojo del animal.

De acuerdo con el material probatorio, la reacción violenta se ocasionó porque, supuestamente, el canino se comió algunas gallinas.  El señalado responsable fue imputado por el delito de maltrato animal.

- Publicidad -

Peter junto a Thor, otro canino que a causa de la intolerancia humana, perdió sus dos ojos. Foto: Fundación Bulls Colombia

Peter, hoy se encuentra con Ximena Borray Monsalve, fundadora de Bulls Colombia, al igual que Thor, otro canino que perdió sus dos ojos a causa de la intolerancia y maltrato animal. Según Monsalve, Peter está teniendo problemas con su ojo derecho, pues los perdigones están causando  afectaciones.

La Fundación Bulls Colombia se hizo cargo de los dos peludos por las complicaciones de salud que se pueden presentar en ellos, una alimentación especial y una atención necesaria para su cuidado; según ellos, esto complica los respectivos procesos de adopción.

- Publicidad -

En Colombia, quien cometa delitos contra la vida e integridad física y emocional de los animales, sean de compañía, silvestres, vertebrados o exóticos, entre otros, y que se les cause la muerte o lesiones de salud graves, la pena podría ser de prisión entre 12 a 36 meses e inhabilidad especial de 1 a 3 años para poder ejercer la profesión, oficio, comercio o tenencia que tenga relación con los animales y multas de 5 a 60 SMMLV.

Peter luego de su recuperación. Foto: Fundación Bulls Colombia.

La reacción violenta se ocasionó porque, supuestamente, el canino se comió algunas gallinas.

Foto Portada: EL perro Peter. Foto: Fundación Bulls Colombia

- Publicidad -

More in:Bogotá

You may also like

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *