Un incendio arrasó con los sueños de Rita pero la solidaridad de la gente los revivió.
ComunidadTocancipá

En Tocancipá pudo más la solidaridad que el fuego

En días anteriores, les informamos de un siniestro que se presentó en el municipio de Tocancipá, en el sector conocido como la Estación, donde un incendio que se presentó en la madrugada del 30 de noviembre, consumió gran parte de un local comercial de propiedad de la señora Rita Cañón. Extrategia Medios visitó el lugar y con sorpresa, se encontró con un ejemplo de lo que la solidaridad y bondad de las personas puede lograr.

Apenas se superó la emergencia, vecinos del sector, amigos y ciudadanos acudieron a socorrer a doña Rita, recordando ese viejo adagio que dice “hoy por ti mañana por mi”. Cada quien colocó su granito de arena y luego de una limpieza de rigor, se pintaron de nuevo las paredes, se reconstruyó el mesón y se restablecieron algunos aparatos eléctricos. Sin techo aún, ni puertas, ni ventanas y con las huellas del voraz fuego percibibles aún en el ambiente, el establecimiento de nuevo empezó a atender a sus clientes.

Forografia: STC medios. Este es el estado en que quedó el local comercial luego del incendio

Con gran emoción doña Rita, cuenta cómo los miembros de la acción comunal del sector, organizaron un bazar el pasado domingo para recolectar ayudas, actividad a la cual asistieron muchas personas de buen corazón, que disfrutaron, se integraron y de paso efectuaron una bonita obra de caridad. También hicieron presencia autoridades municipales como el alcalde del municipio y algunos concejales, cada quien colaborando de alguna manera a esta noble causa.

Fotografía Extrategia Medioa. Así luce ahora el establecimiento, gracias a la solidaridad de los vecinos

“No esperaba esa ayuda de la gente”, afirmó casi entre lágrimas doña Rita, una mujer de 61 años a quien la vida le ha puesto duras pruebas en el camino y quien lleva sobre sus hombros la responsabilidad no sólo de velar por su hogar, sino de cumplirle a los bancos todas las deudas, que como ella misma dice, son muchas.

No esperaba esa ayuda de la gente, afirmó casi entre lágrimas doña Rita, una mujer de 61 años a quien la vida le ha puesto duras pruebas en el camino

Tan sólo seis días después, vemos un panorama muy distinto al registrado luego de la emergencia. Hallamos un local reconstruido parcialmente, clientes compartiendo al ritmo de la alegre música decembrina y un ambiente de optimismo y alegría innegable, queriendo disipar el mal momento allí vivido, luego de la conflagración que se inició por un corto circuito al parecer en los sistemas de cámaras de vigilancia y que arrasó de manera inclemente con el fruto del trabajo de esta emprendedora tocancipeña. Extrategia Medios fue incluso testigo de esa solidaridad ya que en el momento mismo que entrevistamos a la propietaria, se acercó una mujer de una panadería cercana, con una donación en sus manos.

Fotografía: Extrategia Medios. Una vez registrado el hecho, los vecinos trabajaron arduamente para reconstruir el local

Esta historia va teniendo poco a poco, un final feliz, ya que a pesar de la tragedia que significa perder en minutos lo que se ha construido con esfuerzo, dedicación y una alta dosis de sacrificio, se evidencia que aún en el mundo, en nuestro territorio, en nuestra comunidad, existen corazones bondadosos colmados de solidaridad que no dudan un segundo en acudir cuando estamos ante las situaciones difíciles y absurdas que la vida suele colocar en nuestro camino.

De Interés

Más de: Comunidad

Deje su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.