Julio Cesar Otero
Gente

A la edad de 94 años falleció Julio César Otero Bello

Su don de gentes, sus buenos modales, su caballerosidad y elegancia siempre lo caracterizaron.

- Publicidad -

ZIPAQUIRÁ, CUNDINAMARCA.


El pasado sábado dos de julio, a la edad de 94 años falleció Julio Cesar Otero Bello, quien fue testigo de casi un siglo de vida de Zipaquirá. Para él fue un privilegio haber nacido en un pueblo de la importancia de la Ciudad de la Sal, convertida en Gran Ciudad después de haber sido un lugar apacible y tranquilo.

- Publicidad -

Como tantos conciudadanos ocupó su vida al servicio de la industria local, la explotación y administración de la salina,  donde conoció compañeros y amigos con quienes alternó toda su vida.  Nunca consideró dejar su terruño y siempre encontró su lugar en la plaza de los comuneros rodeado de balcones coloniales, donde tantas mañanas departió un café y una charla coloquial con sus amigos quienes con mucho afecto le decían “Chatico Otero”, este parque  fue testigo del trascurrir de su vida.

A sus 94 años dejó grandes recuerdos: su don de gentes, sus buenos modales, su caballerosidad y hasta el último momento su elegancia, huellas que quedaran marcadas en  la mente de los zipaquireños.

Sus hijos José Hernando, Julio Enrique, Rafael Guillermo, Juan Carlos, Mónica Patricia y María del Pilar, nueras, yernos, nietos, bisnietos y demás familiares agradecen las expresiones de solidaridad y pesar por la partida de Otero Bello.

- Publicidad -

 

“Ocupó su vida al servicio de la industria local, la explotación y administración de la salina,  donde conoció compañeros y amigos con quienes alternó toda su vida”.

 


Banner bicentenario web

- Publicidad -

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más deGente

De interés