DeportesZipaquirá

Violencia en el Estadio de Zipaquirá

El partido se disputó este pasado 11 de septiembre por el Torneo de Fútbol Masculino en el Estadio Municipal de Zipaquirá, donde los protagonistas eran Catenaccio y Atlas, y en el que se esperaba compartir una tarde de talento juvenil.

Sin embargo, a medida que iban pasando los minutos del encuentro los jugadores comenzarían a ‘calentarse’; hasta que se presentó una jugada que sería el inicio de un acto de violencia, pues tras una falta Julián Fajardo, jugador del Atlas, le pega en el rostro a Daniel Micolta, jugador de Catenaccio y al parecer le habría roto la nariz; a lo que este segundo responde segundos después y comienza a agredirlo físicamente. En consecuencia, Julián Fajardo es llevado al hospital donde permaneció internado dos días.

Ambos equipos hacen los comunicados oficiales acordes a sus versiones, el primero en compartir el informe es Catenaccio donde afirman que en el encuentro antes de los golpes hubo comentarios racistas y xenófobos hacia Daniel Micolta ya que el es oriundo de Tumaco – Nariño; por su parte, Atlas comunicó que nunca hubo agresiones que se relacionaran con comentarios racistas y que el actuar del jugador rival le ocasionó a Julián Fajardo un estado de convulsión debido a los golpes y por eso fue llevado inmediatamente al hospital.

Se espera que hechos como los sucedidos este pasado fin de semana no se vuelvan a repetir, pues los encuentros deportivos son realizados con el fin de entretener y demostrar las habilidades que tienen los jóvenes y no para pasar malos ratos o, peor aún, poner en riesgo a los protagonistas de estos eventos.

No se pueden seguir presentando actos antideportivos que pongan en riesgo la integridad física de los deportistas.

Foto portada: referencia.

De Interés

Más de: Deportes

Deje su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.