A esta hora, en la Catedral Diocesana de Zipaquirá, se adelantan las exequias de la niña Danna Gabriela, quien fue atropellada el pasado domingo 11 de diciembre por un vehículo que conducía un individuo y que está siendo judicializado por las autoridades competentes.

 

Escenas de profundo dolor han vivido en Zipaquirá sus familiares, amigos, compañeros de colegio y ciudadanos, quienes con todo el rigor han condenado esta situación.

 

La noche de ayer 13 de diciembre, en el atrio de la Iglesia de La Catedral Diocesana, se llevó a cabo una velatón en memoria de la menor fallecida, donde cientos de personas se reunieron para orar, rezar el rosario y pedirle a las autoridades pronta y eficaz justicia.

 

El presunto responsable de este hecho siniestro, al verse investigado y presionado por la Sijín, se entregó el día de ayer en la Fiscalía de Zipaquirá, donde fue reseñado, legalizándose oficialmente su presentación ante los entes investigativos para adelantar el debido proceso.

 

Después de la Eucaristía de despedida, sus restos serán trasladados al Parque Cementerio de Zipaquirá para su inhumación.

 

Este medio, Extrategia, expresa a sus padres Gloria Elisa y Carlos Sánchez, a su hermanito Martín, a sus tíos, primos y demás familiares sentidas condolencias, y se solidariza con este momento difícil que están viviendo.

Después de la Eucaristía de despedida, sus restos serán trasladados al Parque Cementerio de Zipaquirá para su inhumación.

Foto portada: imagen de referencia.

Más de Comunidad

Deje su mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *