En la noche del pasado jueves 18 de agosto, los vecinos del sector ubicado en la Autopista Norte con calle 223 (en el sentido sur – norte) se alarmaron ante la presencia de un vehículo ‘Toyota Prado’ con placa CJE 825; que se encontraba parqueado a un costado de la carretera. Al llamar a las autoridades estas descartaron que se tratara de un carro bomba, «Se hace una primera verificación a través de lo que se logra ver por los vidrios y se observan unos cuerpos. En la inspección que realiza la Policía Judicial se encuentran tres cuerpos de hombre y uno de una mujer. Estamos estableciendo a través de la investigación cuál puede ser la hipótesis y qué fue lo que sucedió», explicó el coronel Edgar Cárdenas, comandante operativo de la Policía de Bogotá.

En consecuencia y de acuerdo con los funcionarios que participaron en las labores de levantamiento, en principio se encontraron los cuerpos de hombres envueltos en bolsas de color negro. Consecutivamente, otro cuerpo se encontró en el baúl del mismo automóvil, en estado considerable de rigidez.

La información de las autoridades confirmó que los cadáveres encontrados al interior del vehículo se tratasen de tres hombres y una mujer, quienes infortunadamente fueron asesinados con un disparo en la cabeza, sin embargo, no han sido identificados toda vez que ni siquiera se encontraron los documentos personales de las víctimas.

La primera hipótesis que manejan las autoridades judiciales, es que esta masacre se dio por un ajuste de cuenta y que probablemente las personas fueron asesinadas en otro punto de la región.

Los cadáveres encontrados al interior del vehículo se tratasen de tres hombres y una mujer, quienes infortunadamente fueron asesinados con un disparo en la cabeza.

Foto portada: Imagen de referencia Autopista Norte con calle 223. Autoría, Google Maps.

De Interés

Más de: Bogotá

Deje su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.